Jerarquías Angelicales

Los libros sagrados de diferentes religiones hablan hasta de miles de millones de Ángeles. Todos están a nuestra disposición, sólo hay que ponerse en contacto con ellos. Según Dionisio, el aeropagita (vivía en un barrio de Atenas llamado Aeropago, de ahí ese apodo), existen tres jerarquías  con tres diferentes categorías cada uno.

 

La primera jerarquía esta compuesta por Serafines, Querubines y Tronos.

Los Serafines. Se caracterizan por la pureza con que aman las cosas divinas. Cantan sin cesar la música de las esferas, glorias, regulan el movimiento de los cielos y son la vibración primordial del amor. Con sus cánticos engrandecen el Amor Universal. Están en la jerarquía más alta, rodeando el trono de Dios, alabándolo constantemente. Se les supone jefes de todos los Ángeles.

 

Los Querubines. Son los  guardianes de las obras de Dios, templos y caminos que conducen a una evolución espiritual. Su nombre significa los próximos o los segundos. Su misión es el engrandecimiento de la conciencia, expanden la luz espiritual por todo el cosmos. Guardan las esferas del tiempo y el funcionamiento del espacio, las estrellas y la luz. Se representan como rostros con alas y sin cuerpo o como Ángeles bebés.

Los Tronos. Se dice que son los espíritus más elevados y cercanos a Dios. Están relacionados con las acciones de los hombres. Son a los que se antiguamente llamaban espíritus de las estrellas. Son representados por ruedas de fuego con miles de alas y de ojos. Su misión principal es cuidar y acompañar a los planetas. Casi nunca se aparecen a los seres humanos.

 

La segunda jerarquía esta compuesta por Dominaciones, Virtudes y Potencias.

Dominaciones. Conocen perfectamente la obra de la creación y por ello delimitan el lugar en el cual se van a desarrollar los acontecimientos y crean leyes dinámicas y físicas para que ello pueda ser posible. Con ellos, todo el universo está perfectamente sincronizado y en plena actividad. Las dominaciones se encuentran entre el límite de lo infinito y lo finito. Rigen dominios de conciencia expandida que es imposible pasar solo los tronos han pasado y los demás pasarán cuando el universo sea reabsorbido. Las dominaciones rara vez se han puesto en contacto con los hombres.

Virtudes. Son aquellos ángeles que tienen como misión ayudar al ser humano a acercarse a Dios. Están en la mas alta luz de lo esotérico ellas ayudan a la plasmación y concreción de las aspiraciones humanas  aportan prodigios que reclaman las religiones. Proyectan grandes niveles de energía divina y por ello debemos ponernos en contacto con este tipo de seres luminosos para que nos enseñen a usarla.

Las Potencias. Cuidan el balance entre la materia y el espíritu y el equilibrio de las leyes físicas. Su misión es cuidar todos los aspectos del reino de Dios. Conservan la historia colectiva y la conciencia de la humanidad. A ésta categoría pertenecen los Ángeles del nacimiento y de la muerte. Pueden hacernos participar en una red de energía dentro del plan divino.

 

La tercera jerarquía esta compuesta por Principados, Arcángeles y Angeles 

Principados. Son los conductores de enormes grupos de personas a través de la historia vigilan de cerca las acciones de los gobernantes reyes y jefes espirituales del hombre vigilantes y conductores. Rara vez se presentan ante los hombres. También se les llama ángeles integradores. Son los guardianes de las naciones y los países. Aunque como ya hemos dicho, no pueden influir en las decisiones tomadas por el hombre.

Arcángeles. Son seres espirituales que se ocupan de misiones más amplias que las encomendadas a los ángeles y por lo tanto entran en una categoría diferente. Se sabe de diez pero los más conocidos son cuatro: Gabriel, Miguel, Rafael y Uriel

Miguel. Significa “Quien es como Dios” Es el máximo protector de personas y bienes, del espíritu y de la superación. Guardián de la paz, la armonía y la cooperación, la reconciliación y los sueños. lucha contra los demonios y desafía a los que están poseídos por el demonio o tienen malas intenciones. Ayuda a las personas a abrirse nuevas formas de pensar y a tener coraje de enfrentar nuevas experiencias espirituales. Domina la fuerza interior.

Rafael.  Su nombre “Dios ha curado” define la misión de este Arcángel. Es ángel gobernador del esplendor de la vida, la ciencia, la fecundidad y la sabiduría, cuida a los viajeros y es el protector del Este, del crepúsculo hasta la noche y del otoño.

Gabriel. Su nombre significa “Dios es mi fuerza” o “Fuerza de Dios”. El ángel de la Anunciación, de la resurrección, de la pureza. Es un Arcángel de gracia, de los artistas, de la creatividad y de las relaciones. Protege a las minorías sexuales, es mediador en conflictos familiares, defiende de abusos, vicios y adicciones. Es el despertador celestial y el ángel de la transformación vibratoria.

Uriel.  Significa “Fuego o llama de Dios” es el Arcángel de la salvación. También se le conoce como gobernador del Hades. Fue el guardián de las puertas del paraíso, advirtió a Noé sobre el próximo diluvio; reveló a Ezra los misterios celestes, guió a Abraham hacia la región caldea; trajo a la tierra el desaparecido arte de la alquimia y la ciencia hebrea de la Cábala. Es protector del sol naciente, de la mañana, de la primavera y de los nuevos principios. Bajo su dominio están la ciencia y todo el quehacer social, como la limpieza del medio ambiente, edificación de viviendas, control de hambrunas, sequías e insuficiencia de soluciones, pues su obra incluye organización y sistemas, así como todo lo relacionado con el trabajo, por eso es un Arcángel especial para los políticos. Nos ayuda a cumplir los objetivos y misiones de nuestra vida. Aportan ideas transformadoras.

Chamuel. Su nombre significa “El que ve a Dios”. Es el Arcángel del amor, la paz, la armonía, la comprensión, las cosas bellas, la concordia, la alegría, la búsqueda, la fortaleza, el vigor y la acción.

Zadquiel. Su nombre, significa “Virtud de Dios”. Es el representante de la justicia, de la misericordia y del perdón. Es también el que protege los sacramentos, como el de la eucaristía y los cálices. En sus manos está la protección de la Iglesia como institución. Es arcángel de la música y de la creatividad artística, de la sabiduría y transmutación. Es el arcángel de los misterios.

Ariel.  Es el que mas estrechamente se relaciona con nuestro futuro, nuestros propósitos y nuestros objetivos. Algunos textos mencionan a Ariel como “León de Dios” o “Gran Señor de la Tierra”. Se dice que ha asistido al Arcángel Rafael en algunas curaciones. Es el que controla a los demonios.

Angeles. Son los más conocidos pues están en contacto permanente con los seres humanos encargándose de guiarlos, enseñarlos, acompañarlos y protegerlos.

Loli F. Bosch

Ver el Tarot de los Angeles —>

Ver la Energía de los Angeles —>

Volver a la página de Inicio

Deja un comentario

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. CERRAR

Social Widgets powered by AB-WebLog.com.